29.8.13

Palomitas de maíz tradicionales (saladas)




¡Hoy vengo reivindicativa! Si si, hoy toca hacer apología de las palomitas de maíz en la cazuela, las de toda la vida. De pequeña mi madre nos hacía un buen bol a mi hermano y a mi de vez en cuando. A veces salían perfectas, a veces requemaillas, a veces no quedaba un grano por reventar, otras pues la mitad de los granos se encontraban en al fondo y nos faltaban palomitas. Eso es lo que pasa con las mamás que hacen las cosas a ojo y no tienen dominadas jejeje Pero nos encantaban, porque unas buenas palomitas son siempre una fiesta, ¿a que sí?

He de reconocer que yo también caí en el invento de las bolsas de palomitas para microondas. Es rápido y, sobre todo, no tienes que ensuciar nada si no quieres, puesto que puedes abrir la bolsa y comer de la misma. Pero como quema tanto la bolsa cuando están recién hechas, normalmente terminamos echándolas en un bol...

Pues me cansaba mucho el sabor del aceite o grasa que le echan (evidentemente no es el aceite de oliva virgen extra que yo consumo, como se puede imaginar), también demasiado saladas para mi gusto, y terminaba hinchada de tanto beber...Y en definitiva,  en hacer las palomitas de manera tradicional se tarda prácticamente lo mismo, son mucho más saludables y solo hay que limpiar una olla que se ha ensuciado con un pelín de aceite y sal, nada más.

Además he aprendido, después de hacerlas mucho, a que salgan perfectas, que no se quemen, que apenas queden granos sin explotar, que se salen en su punto, que no estén aceitosas... Es por ello que hoy les quería presentar mi manera de hacer unas palomitas, algo tan común hace no tanto tiempo, y que se ha ido perdiendo. ¡Qué pena que ya los papás no enseñen a sus hijos a hacer palomitas en la cazuela! 

Yo las hago siempre saladas porque es como me gustan, de la manera más tradicional.

Les aseguro que no tardo más de 5 minutos desde que saco los granos de maíz del armario hasta que salgo de la cocina con mi bol de palomitas.







PALOMITAS DE MAÍZ TRADICIONALES (saladas)


INGREDIENTES (un bol pequeño):

  • 3 cucharadas de maíz en grano
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Una cazuela honda con su tapadera


PREPARACIÓN TRADICIONAL:

  • En una cazuela honda ponemos el aceite y el maíz a máxima temperatura y tapamos.
  • Cuando empiecen a explotar las palomitas bajamos un poco el fuego y movemos continuamente por las asas para que no se quemen.
  • Cuando dejan de explotar, apagamos el fuego, echamos la sal al gusto, volvemos a tapar y movemos bien la cazuela para que las palomitas se salen homogéneamente.
  • Servimos en un bol, acompañamos de la bebida que más nos guste, y ¡a disfrutar!


A TENER EN CUENTA


Se puede utilizar también aceite de girasol, pero particularmente me gusta el sabor que le proporciona el aceite de oliva virgen extra. Para mí están más ricas.