17.4.12

Tiramisú de fresas



Con este tiramisú de fresas comienzo con mi intención de reeditar algunas recetas antiguas, con mejores fotos, recomendaciones y en algunos casos seguramente, con la receta mejorada también.

Este tiramisú está versionado, ya no solo en su receta original que utiliza café, chocolate en polvo, etc., sino también en la elaboración de la crema: no utilizo huevos, sino que añado un poco de leche al mascarpone. No consigo consistencia de la crema, pero sí suavidad y ligereza. Las recetas están para adaptarlas a nuestros gustos ¿no es cierto?



INGREDIENTES (8 raciones):

  • 20 bizcochos de soletilla
  • 350 gr. de queso mascarpone
  • 100 gr. de azúcar
  • 100 gr. de leche (para la crema de mascarpone)
  • 400 gr. de fresas
  • 125 gr. de leche (para empapar las soletillas)
  • Una cucharadita de ron
  • Una cucharadita de esencia de vainilla


*Molde utilizado: cuadrado de vidrio de 21*21 cm.







PREPARACIÓN TRADICIONAL:

  • En un plato hondo mezclamos la leche para empapar las soletillas con el ron y la esencia de vainilla .
  • Hacemos la crema de mascarpone batiendo con unas varillas el queso con el azúcar y la leche.
  • Lavamos las fresas y las cortamos en láminas no muy finas.
  • Mojamos una primera capa de soletillas en la leche aromatizada y disponemos en el molde.
  • Extendemos una capa generosa de crema de mascarpone. A continuación, cubrimos muy bien con las láminas de fresas.
  • Repetimos con una capa de soletillas mojadas en leche. Cubrimos muy bien con la crema y adornamos con las láminas de fresas al gusto.
  • Metemos en el frigorífico unas horas para que adquiera consistencia.





A TENER EN CUENTA


Las soletillas son unos bizcochitos alargados muy esponjosos y ligeros. Pueden hacerse perfectamente en casa (recomiendo la receta de la maestra Su). Yo en este caso los compré. Se venden en cualquier supermercado, pero no todos de la misma calidad. Los que he utilizado para este tiramisú se encuentran en la sección de panadería de Carrefour, y se venden en bolsas alargadas de doce unidades.

No debemos mojar excesivamente las soletillas, puesto que absorben demasiada leche y el fondo del molde terminará por llenarse de líquido.

Debemos consumirlo en dos o tres días, debido a la utilización de ingredientes que se deterioran rápidamente como la leche o las fresas.

Para su conservación, debemos guardarlo en el frigorífico envuelto en papel film.

Las cantidades de los ingredientes son las adecuadas para el molde utilizado (21*21 cm). Para otro tipo de molde será necesario modificarlas.