2.12.10

Pan de centeno y avena con masa madre integral de centeno




Ya era hora de tener un ratito libre para publicar alguna receta. Tengo poco tiempo, pocas ganas de ponerme en el ordenador después de currar 7 horas todo los días delane de él, y entre el Gastrotur y más vida social...os tengo un poco abandonados.







Hace bastante que quería publicar este pan. Ya hice mis hogazas de centeno y avena, aquella vez sin masa madre, muy muy ricas, pero tenía que probar con masa madre integral de centeno. Yo tengo hecha esta masa madre y solo tengo que refrescarla la noche antes para tenerla lista al día siguiente.


Si queréis hacer masa madre integral de centeno para el pan, tenéis que empezar dos días antes. Haced lo siguiente:

  • En un bote de cristal grande mezcláis 50 gr. de agua mineral o filtrada con 50 gr. de harina integral de centeno. La masa quedará compacta y viscosa, no os preocupéis, esta masa es así. Envolveis el bote con un paño de cocina (sin la tapa) y guardáis en el sitio más cálido de vuestra casa durante 10-12 horas.
  • Trancurridas esas horas la masa habrá subido un pelín. Añadís exactamente las mismas cantidades del primer paso y dejais reposar las mismas horas. Ahora mismo tendríamos en total 200 gr. de masa madre.
  • Veréis que la masa habrá subido más que la primera vez. De los 200 gr. de masa madre que tenemos apartamos 50 gr en otro recipiente y dejamos 150 gr. en el primero. El bote pequeño será la masa madre que guardaremos para futuros panes. Pero primero refrescaremos de nuevo las dos masas. A los 50 gr. le echaremos 25 gr. de agua mineral y 25 gr. de harina integral de centeno. A los 150 gr. también las mismas cantidades: 25 gr. y 25 gr. de cada, y obtendremos los 200 gr. necesario para hacer el pan. Dejamos reposar también unas 10 horas.
  • Guardamos en la nevera la masa madre que dejamos para próximos panes (debemos refrescarla cada 3-4 días con proporción de 25gr-25gr.) y la otra masa está lista para hacer el pan.





****Tened en cuenta que los tiempos de reposo de la masa madre cambian dependiendo de la temperatura ambiente: en verano los tiempos se pueden reducir incluso a la mitad.


Ahora sí, vamos ya con la receta del pan...


INGREDIENTES (hogaza de un kilo aprox.):

  • 250 gr. de harina integral de centeno
  • 200 gr. de harina panadera
  • 200 gr. de masa madre integral de centeno
  • 100 gr. de copos de avena
  • 325 gr. de leche
  • 20 gr. de miel de abeja
  • 50 gr. de aceite de oliva virgen extra
  • 5 gr. de levadura seca de panadería
  • 10 gr. de sal





PREPARACIÓN (1º amasado con panificadora):

  • Echamos los ingredientes en la cubeta y la ponemos en la panificadora en el Programa ‘masa’ hasta que termine.
  • Sacamos la masa y desgasificamos. Damos forma de bola a la masa. Espolvoreamos harina en un baneton de pulpa de madera de un kilo. Metemos la masa y tapamos con un paño húmedo. Dejamos reposar hasta que doble de volumen 
  • Precalentamos el horno a 220º con un cuenco con agua.
  • Colocamos papel vegetal en la bandeja del horno y volcamos con cuidado nuestro pan. Hacemos unos cortes con la cuchilla y metemos en el horno. 
  • Horneamos a 220º durante 20 min. Después bajamos la temperatura del horno a 200º y horneamos 20-25 min. más. Sacamos y dejamos enfriar completamente sobre una rejilla.




Es un pan muy denso, pero muy rico y nutritivo. Y os hago una advertencia, la masa es tan compacta que no es posible amasarla con Thermomix: o lo hacemos en panificadora o a mano.


PD: Vuelvo a disculparme con vosotros, todos los que tenéis blogs, por no pasarme por ellos y dejaros comentarios, a veces, en pequeños ratos hecho un vistazo a vuestras recetas pero no me da tiempo a contestaros. A ver cuando puedo volver a la rutina bloguera y visitaros más y mejor. 


PD2: Me voy de puente, pero espero cuando venga publicaros alguna recetica más.


¡Muchos besos a todos los que me seguís, y muchas gracias!