6.5.16

Tarta de zanahorias (sin azúcar ni harinas refinadas)



Sigo en mi pretensión y búsqueda de dulces sanos. Dulces que nos quiten ese antojo, pero que también nos nutran. Que no provoquen esos picos de glucemia del azúcar y las harinas refinadas. Y créanme que me está gustando mucho la experiencia. 


Eso no quiere decir que haya abandonado por completo la repostería tradicional y que no me guste comerme un helado rico, pero estoy intentando que en mi día a día, ese apetito por lo dulce sea lo más sano posible.

Además, esta tarta la hice para el cumple de mi padre, diabético tipo 2 desde hace muchos años y que, a veces he procurado hacerle repostería sin azúcar, pero no siempre con los resultados esperados. Esta tarta le gustó mucho a todos los comensales.

De todas maneras, si quieren hacer una tarta de zanahorias convencional, vayan a este enlace del blog y disfruten igualemente. 


He de comentarles dos aspectos: 

La harina de avena que utilizo es la harina de avena natural horneada de El Amasadero. Es, sin duda, la mejor, pero es una harina un poco basta. Por eso, para la realización de esta receta he preferido molerla un poco más en mi robot de cocina (Thermomix) y, además tamizarla antes de añadirla a la masa. El resultado es mucho más bueno.

En mi búsqueda incesantes de edulcorantes no nocivos y apto para diabéticos, que además horneen bien...he encontrado por fin uno que me ha encantado. Es el extracto de stevia de una empresa malagueña pequeñita llamada Biostevia que lleva poco tiempo en el mercado y, sin duda, hace un producto realmente bueno. Tienen distintos formatos de endulzantes con stevia. el que yo utilizo es este. Es un extracto con un porcentaje altísimo de stevia, de más del 80%, y endulza unas 300 veces más que el azúcar. Si utilizan otro tipo de stevia para realizar la receta deben ir probando hasta ajustarse a la cantidad que más les guste.

La idea de la receta es de Ana Cabello y su blog Bocados Fit



TARTA DE ZANAHORIAS (SIN AZÚCAR NI HARINAS REFINADAS)


Molde utilizado: redondo de metal desmontable de 16 cm. de diámetro.


INGREDIENTES (8 raciones):

  • 200 gr. de harina de avena natural horneada de El amasadero
  • 200 gr. de zanahorias (ya peladas, sin pelar son unos 250 gr.)
  • 1 huevo y 4 claras
  • 50 gr. de nueces
  • 25 gr. de pasas (sin hueso)
  • 170 gr. de manzana cocida (unas dos manzanas golden medianas)
  • 4 gr. o 5 sobrecitos de extracto de stevia granulado 
  • 1/2 cucharadita de vainilla bourbon de Madagascar en pasta
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1/4 cucharadita de jengibre en polvo
  • 1/4 cucharadita de clavo molido
  • 1/4 cucharadita de nuez moscada molida
  • 1/4 cucharadita de cardamomo molido
  • 1 cucharadita de levadura química
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico


Para la crema de queso:

  • 150 gr. de queso de untar (en mi caso, ligero)
  • Un yogur natural previamente deshuerado al menos una hora con un colador (o 100 gr. de yogur griego)
  • 1,6 gr. o 2 sobres de extracto de estevia granulado (camposweet) 
  • 1/2 cucharadita de vainilla bourbon de Madagascar en pasta (opcional)







PREPARACIÓN TRADICIONAL:

  • Pelamos las manzanas y troceamos. Ponemos en un cuenco, tapamos con papel film y hacemos unos agujeritos en el mismo. Cocemos en el microondas 4-5 min. a 360º. Vayan probando con su microondas, deben estar blanditas. Dejamos que enfríen, pesamos la cantidad necesaria para la receta y reservamos.
  • Pelamos y rallamos las zanahorias. Troceamos las nueces. Reservamos.
  • En un bol grande batimos el huevo y las claras, la stevia, la vainilla y la manzana cocida.
  • Tamizamos la harina y añadimos a la mezcla junto con las especias, la levadura y el bicarbonato. Mezclamos bien.
  • Incorporamos las zanahorias, las nueces y las pasas y mezclamos muy bien (si las pasas tienen hueso los quitamos previamente). Dejamos reposar la masa a temperatura ambiente entre 30-60 min.
  • Precalentamos el horno a 180º.
  • Pincelamos el molde con aceite por el interior y cubrimos la base y las paredes con papel de horno. 
  • Vertemos la masa, metemos en el horno y horneamos durante 25-30 min. Pinchamos para ver cómo va el bizcocho. Para que salga jugoso, no debe salir el pincho utilizado del todo limpio, sino con un pelín de masa. En ese momento apagamos el horno y dejamos el bizcocho dentro unos 10 minutos.
  • Sacamos del horno, dejamos templar otros 10 minutos, desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
  • Mientras se hace el bizcocho, mezclamos con unas varillas todos los ingredientes de la crema de queso y metemos en el frigorífico tapada con papel film.
  • Para montar la tarta, el bizcocho debe estar completamente frío, incluso es mejor dejarlo para el día siguiente.
  • Ponemos el bizcocho en el plato de servir, cubrimos la parte de arriba con la crema de queso y adornamos con algunas tiras de zanahoria y nueces (al gusto).
  • Si quieren rellenar el bizcocho con crema de queso, aumenten las cantidades de crema proporcionalmente y deben enfriar el bizcocho en el frigorífico antes de cortarlo.